miércoles, 13 de marzo de 2013

Brócoli con patatas y zanahorias

Sí, ya se que para que guste más el brócoli se hace con alguna crema de queso, bechameles variadas o incluso rebozados.

Sin embargo, os puedo decir que cada vez que mi mujer prepara este brócoli y mis hijos preguntan lo que hay para comer, se les llena la cara de una gran sonrisa. La verdad es que les gusta mucho, y reconozco que con esto tengo suerte, porque se que a muchos niños el brócoli como que no les entra.

No hay forma más sencilla de hacerlo. Solo acompañados de unas patatas y zanahorias, nada más. Plato más sencillo, imposible.

Ingredientes

  • Un brócoli grandecito.
  • 1 patata mediana por comensal.
  • 1 zanahoria mediana por comensal.
  • Salsa mayonesa.
Ahí va: Ponemos una olla o cazuela grande con agua con sal a hervir. Arreglamos el brócoli en pequeños ramilletes. Pelamos y cortamos la patatas en dados "de bocado" y las zanahorias en rodajas. Todo a la olla, tapamos y dejamos hervir unos 30 minutos. Retiramos de la olla con una espumadera o espátula y podemos servir directamente. En casa lo servimos solo, tal cual, porque a algunos le gusta con un poco de mayonesa, y a otros (a mi por ejemplo) me gusta con un poquito de aceite de oliva, nada más.


¿Os apetece?

15 comentarios:

  1. Jo menuda suerte tienes con tus hijos, los niños que a nosotros nos rodean (hijos de nuestros amigos y sobrinos) no hay manera de hacerlo comer.
    Muy rica la receta y sobre todo muy sana.
    Besicos

    ResponderEliminar
  2. Yo también digo que suerte de hijos!!!! jaja. A mi me tendrías ganada........con una salsita está bien....pero este plato así de sencillo como tu dices es la manera mas sana de disfrutar de las propiedades que nos aporta tanto brocoli como zanahoria.
    Besinos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que con alguna salsa estarían más buenas, pero no serían igual de sanas!
      Saludos!

      Eliminar
  3. Tenemos mucha suerte de que a nuestros hijos les encante el brócoli. Hortaliza anticancerígena por excelencia. Hierro, calcio y ácido fólico a raudales. Vitamina C a tutiplén...Si debería ser obligatorio, qué rico!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad que sí, tendría que ser obligatorio

      Eliminar
  4. Yo hago la misma receta, y con el caldito que sobra, donde se quedan muchas vitaminas, por la noche sobrio en una cazulita una poca cebolla y un poquito puerro, y hago una sopa de fideos con ese caldito, está para chuparse los dedos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, qué bueno, yo también suelo hacer una sopita con el caldo que sobra...
      Saludos!

      Eliminar
  5. Q suerte tienes con tus peques......gracias por la receta, sencilla y muy sana ...

    ResponderEliminar
  6. Pues yo tengo mitad y mitad, a mi hija mayor esta receta le encanta, aunque no le pongo zanahoria, pero la pondré, y a mi hija pequeña no le entusiasma, pero ponemos mas patatas y menos brócoli. hay que comer de todo pero tampoco forzar, por cierto... el caldo, no lo tiremos, que tiene mucho alimento, gracias

    ResponderEliminar
  7. Gracias por tu receta casera, me gustó mucho,no tengo hijos aun,pero es bueno saber que como padres la educación alimenticia es muy cuidada por ustedes.

    ResponderEliminar

Tu comentario enriquecerá la receta. ¡No te cortes!
Por motivos de spam no acepto comentarios anónimos. ¡Espero que lo entiendas!